Gregorio Pérez Ruiz

IMPUESTO SOBRE LOS GASES FLUORADOS EFECTO INVERNADERO

Desde el 1 de enero de 2014 resulta de aplicación el Impuesto sobre Gases Fluorados de Efecto Invernadero a las cargas de aire acondicionado que realizan los talleres así como los instaladores de aparatos de esta naturaleza. El taller o instalador, soporta el impuesto cuando compra el gas para la carga repercutiéndolo posteriormente al cliente en la factura. La posterior entrega del gas para que sea destruido, reciclado o regenerado, permite al taller o instalador solicitar la devolución del impuesto pagado con anterioridad.

La cuantía del impuesto varía en función del tipo de gas fluorado y su potencial de calentamiento atmosférico (PCA), para ello han sido confeccionadas unas tablas donde se relacionan los refrigerantes, el PCA y el precio por kilo de refrigerante a aplicar para los años 2014,2015 y 2016.

GASES FLURORADOS-1

REPERCUSION EN LA FACTURA AL CLIENTE:
El taller o instalador tiene, obligatoriamente que repercutir a su cliente en la factura, el impuesto pagado por el mismo a la hora de adquirir los gases.
En la factura de compra de los gases por parte del taller o instalador, el distribuidor tiene que reflejar la cuota del impuesto separadamente del resto de los conceptos comprendidos en ella.
Queda sujeta a IVA. En los casos de entregas exentas, se hará mención de esta circunstancia.
En la factura del taller al cliente se indicará:

– La cantidad de gas expresada en kilogramos
– El epígrafe de Gas HFC-134a: Epígrafe 1.8 (por ejemplo)
– Importe del impuesto soportado

Si se trata equipos nuevos a los que se les va a realizar una carga de gas, la entrega está EXENTA.

Por ejemplo, las entregas a los concesionarios que utilicen el gas para cargar equipos de aire acondicionado en vehículos nuevos, así como si el taller instala un nuevo equipo de aire en un vehículo y después realiza su carga.

OBLIGACIONES FISCALES DE LOS INSTALADORES O MANIPULADORES DE GASES FLUORADOS

Será de obligatoria presentación y con período cuatrimestral, una autoliquidación de las cuotas devengadas, así como a realizar, simultáneamente, el pago de la deuda tributaria mediante el modelo
Deberán de presentar una declaración anual de dichas operaciones durante los treinta primeros días naturales del mes de Enero con relación a las operaciones del año natural anterior. El Ministerio de Hacienda ha fijado el modelo 587 para su presentación y liquidación.

Para mayor información habremos de remitirnos al BOE-A-2014-4625 y al BOE-A-2013-13759

Gregorio Pérez Ruiz

Analista Contable.

Gregorio Pérez Ruiz
Autor: Gregorio Pérez Ruiz Analista Contable.

Últimas entradas

Ver todas las entradas de